Intenciones para las celebraciones

En esta sección podrás hacernos llegar tus intenciones de acción de gracias, por la salud de un ser querido, un aniversario o un difunto.

Con tu correo puedes ver las intenciones que has realizado, dando click aquí

Click aquí para solicitar
una Intención
Apóyanos con tu Ofrenda

Si deseas colaborar con nosotros, y apoyar con las obras propias de la Parroquia, puedes hacernos llegar tu ofrenda.

Te lo agradeceremos de antemano, y que Dios te lo compense.

Cuenta Bancaria Banorte

 

También puedes apoyarnos con una ofrenda a través de Paypal en el siguiente botón.

Hacer una ofrenda con Paypal
Eucaristías Dominicales

Sigue la Eucaristía Dominical completa.

Lee y comparte las moniciones, antífonas, lecturas, homilías y oraciones de cada domingo y/o fiesta de guardar

Ir a las Eucaristías
Vocaciones Franciscanas

¡El Señor te llama, escucha su voz!

Conoce a las Hermanas Franciscanas de San José y su acción en el mundo.

hermanasfranciscanasdesanjose.com
Saber más

Homilía Dominical

Un estilo de amar

15 de mayo de 2022
V Domingo de Pascua
Ciclo C

Los cristianos iniciaron su expansión en una sociedad en la que había distintos términos para expresar lo que nosotros llamamos hoy amor. La palabra más usada era Filía, que designaba el afecto hacia una persona cercana y se empleaba para hablar de la amistad, el cariño o el amor a los parientes y amigos. Se hablaba también de Eros para designar la inclinación placentera, el amor apasionado o sencillamente el deseo orientado hacia quien produce en nosotros goce y satisfacción.

Los primeros cristianos abandonaron prácticamente esta terminología y pusieron en circulación otra palabra casi desconocida, Ágape, a la que dieron un contenido nuevo y original. No querían que se confundiera con cualquier cosa el amor inspirado en Jesús. De ahí su interés en formular bien el «mandato nuevo del amor»: «Os doy un mandato nuevo: que os améis unos a otros como yo os he amado».

El estilo de amar de Jesús es inconfundible. No se acerca a las personas buscando su propio interés o satisfacción, su seguridad o bienestar. Solo piensa en hacer el bien, acoger, regalar lo mejor que tiene, ofrecer amistad, ayudar a vivir. Así lo recordarán años más tarde en las primeras comunidades cristianas: «Pasó toda su vida haciendo el bien».

Por eso su amor tiene un carácter servicial. Jesús se pone al servicio de quienes lo pueden necesitar más. Hace sitio en su corazón y en su vida a quienes no tienen sitio en la sociedad ni en la preocupación de las gentes. Defiende a los débiles y pequeños, los que no tienen poder para defenderse a sí mismos, los que no son grandes o importantes. Se acerca a quienes están solos y desvalidos, los que no conocen el amor o la amistad de nadie.

Lo habitual entre nosotros es amar a quienes nos aprecian y quieren de verdad, ser cariñosos y atentos con nuestros familiares y amigos, para después vivir indiferentes hacia quienes sentimos como extraños y ajenos a nuestro pequeño mundo de intereses. Sin embargo, lo que distingue al seguidor de Jesús no es cualquier «amor», sino precisamente ese estilo de amar que consiste en acercarnos a quienes pueden necesitarnos. No lo deberíamos olvidar.

 

Pbro. José Antonio Pagola

 

 

Apoya a la Arquidiócesis con tu diezmo En estos tiempos, ayudemos a la Arquidiócesis en sus compromisos pastorales
Sé generoso con los demás Apoya a quien lo necesita. La Arquidiócesis apoya a diversas instituciones, y con tu diezmo podrá continuar con su labor.
La cita de la semana: "Se oyó una voz de los cielos que decía:<br>Este es mi Hijo muy amado, escúchenlo." (Mt 3, 17)

La cita de la semana

"Se oyó una voz de los cielos que decía:
Este es mi Hijo muy amado, escúchenlo." (Mt 3, 17)

San Pedro Celestino (Papa)

Fiesta: 19 de mayo

Vida

Pedro Angelari de Murrone fue el úndecimo hijo de Angelo Angelerio y Maria Leone. Su padre murió siendo Pedro joven. Cuando su madre preguntaba a sus hijos: "¿Quien de ustedes va a ser santo?" El pequeño Pedro respondía: "Yo, mamá. Yo seré santo"

A la edad de 20 años, Pedro se hizo ermitaño y siguió la regla benedictina. Fue ordenado sacerdote en Roma. En 1246 de vuelta en Abruzzo, vivió cinco años en una cueva cerca en el Monte Morroni, cerca de Sulmona. Sufrió violentas tentaciones que casi lo llevan a la desesperación. Pero el consejo de su director espiritual y algunas visiones le ayudaron a recobrar la paz. En una visión cierto santo abad, recien muerto, se le apareció confirmando el consejo de su director, le ordenó regresar a su celda y ofrecer cada día el sacrificio de la misa. Cuando deforestaron la montaña en donde vivía, se fue con dos compañeros al monte Magella. Otros ermitaños buscaban su guía lo que le llevó a fundar la comunidad del Espíritu Santo de Magella (Benedictinos Celestinos). Fue aprobada en 1271 por Gregorio X.

Pedro vivía en pobreza dedicado a la oración y a copiar libros. Nunca comía carne y ayunaba, excepto el domingo. Dormía muy poco. Sus austeridades eran excesivas por lo que... Seguir leyendo

Av. Dos #64 Col. San Pedro de los Pinos Del. Benito Juárez C.P. 03800 Tel. (55) 1054-1085 | (55) 1054-1086

© Copyright 2022. Todos los derechos reservados.
Proyecto realizado por